lunes, 29 de junio de 2015

Ana María Solórzano autoriza adornos decorativos para comedores de congresistas


Después de que este diario pusiera al descubierto la compra en el Congreso de billeteras Renzo Costa con el visto bueno de la administración que preside Ana María Solórzano por un monto superior a los $100 mil, se han realizado otra serie de autorizaciones casi al final de la gestión 2014-2015.
Y es que la semana pasada Solórzano, en su calidad de titular del Parlamento, firmó la compra de “dos adornos decorativos de cascada de agua” que serán instalados en los comedores de los congresistas y los empleados.
Cabe precisar que la Mesa Directiva tiene la facultad de autorizar la contratación directa de bienes y servicios, según la Constitución y el reglamento del Palacio Legislativo.
CASCADAS. A comparación de las billeteras de cuero -obsequiadas entre mayo y junio último a los trabajadores del Congreso- que costaron S/.335,361 (S/.140 c/u), las “cascadas con velo de caída de agua” alcanzaron la suma de S/.37,180.
Lo curioso del asunto es que en ambos casos la Oficina de Planeamiento y Presupuesto del Congreso de la República advierte por escrito que “el Presupuesto Institucional 2015 no consigna recursos para el servicio solicitado”.
Así lo expresó el jefe de dicho despacho, Fernando Flores Sifuentes, a través del “Informe N°1158-2015-OPP-DGA/CR”, que fue remitido a la Dirección General de Administración del Parlamento.
“Sin embargo, en atención a la prioridad otorgada por su despacho, podría ser atendido con cargo a los recursos globales previstos para servicios similares, que se afectarán en la fuente de financiamiento de Recursos Ordinarios”, se lee más abajo en el documento.
SUPERFLUO. Para el congresista Juan Pari, de Dignidad y Democracia, la compra de piletas o cascadas de agua demostrarían la “actitud superficial” con la que Solórzano dirige el Parlamento.
“No solo sus decisiones son superficiales y direccionadas. Estos gastos superfluos demuestran que la señora Solórzano no ha estado capacitada para presidir la Mesa Directiva del Congreso”, manifestó el legislador.
Asimismo, advirtió que esos S/.37,180 pudieron haber sido invertidos en la reparación de diversas áreas del Palacio Legislativo que han sido declaradas inhabitables por Defensa Civil.
“Hay zonas que se caen a pedazos. El último piso, por mencionar solo un caso, es inhabitable, y pese a ello el personal sigue trabajando en oficinas acondicionadas allí”, denunció el parlamentario.
“Nos debe a todos una explicación. Sin duda ha sido una pésima decisión administrativa. Con el dinero del país no se juega”, concluyó Pari.
ENTERADO. El oficial mayor (e) del Congreso de la República, Javier Ángeles, fue informado de la orden de compra por el director general de Administración.

Fuente:http://diariocorreo.pe/

0 comentarios:

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD